English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Translate

Anuncio

lunes, 23 de enero de 2017

El poder curativo del jengibre

El poder curativo del jengibre

El Jengibre es una raíz, y  es una de las mejores medicinas naturales en el mundo. 
El jengibre se ha usado en la India y en China desde hace muchos siglos, y juega un papel importante en la medicina tradicional china.

El uso del jengibre es cada vez más extendido por todo el mundo, siendo sus cualidades terapéuticas bien conocidas tras la difusión de sus cualidades antiinflamatorias y anticancerosas. Igual que la cúrcuma, el jengibre  pertenece a la familia botánica Zingiberaceae y las dos especias que comparten el componente Zingibereno, lo que les da su aroma distintivo e especial. 

El jengibre contiene jingerol, un principio activo que proporciona un sabor picante y se asocia con propiedades antioxidantes, antiinflamatorias y anticancerígenas.  El jengibre reduce todo tipo de náuseas tales como la cinetosis provocado por el movimiento y náuseas matutinas, a sus propiedades antieméticas alivia los síntomas relacionados, como los mareos y vómitos. 

Impide la formación de vasos sanguíneos en tumores, con lo que inhibe su crecimiento, y fuerza a la apoptosis o "suicidio" de las células cancerosas. 

Los aceites volátiles del jengibre estimulan la secreción de enzimas digestivas para aliviar las molestias de indigestión, gases y cólicos. Estimula el estómago y los intestinos para aliviar la constipación, evitar la acumulación de toxinas e infecciones por hongos. Regula niveles de azúcar en la sangre, al estimular las células del páncreas. 

El jingerol, estimula la transpiración y la circulación sanguínea, dando energía al cuerpo y promoviendo la desintoxicación del mismo, su aroma y sensación picante confortan cuando se está resfriado y tiene un efecto expectorante que ayuda a aliviar la congestión, expulsando mucosidad de los pulmones y calmando la tos, y tiene potentes propiedades antisépticas. 

El jingerol suprime las sustancias que provocan hinchazón y dolor de las articulaciones y por eso el jengibre ayuda a tratar los síntomas de la artrosis y artritis y alivia el dolor y la inflamación, el jengibre es un buen remedio también para calambres, úlceras pépticas, alergias y asma, y estimula la circulación, lo cual ayuda a bajar la presión sanguínea alta, previene la coagulación de las plaquetas y baja los niveles de colesterol para proteger el corazón.

  

Seguir Las abuelas un mundo de sabiduría también en:
                           

Gracias por vuestra visita y espero que os guste.

No hay comentarios:

Publicar un comentario